Carboxiterapia Corporal
15645
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-15645,bridge-core-2.0.7,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,paspartu_enabled,paspartu_on_bottom_fixed,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-19.4,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.4.1,vc_responsive
Category
Estética Corporal

Carboxiterapia Corporal

 

La carboxiterapia consiste en la aplicación controlada de microinyecciones de dióxido de carbono (CO2) a través de un equipo completamente preparado, específico y autorizado. Se colocan en diferentes zonas de la piel (tejido subcutáneo, intradérmico o subdérmico) provocando aumento de la circulación, oxigenación, y tonificación de los tejidos donde se aplica el gas. Esto permite mayor producción de colágeno, mejoría de la laxitud de la piel, tratar cicatrices, aumentar la eliminación de grasa localizada y también eliminación de toxinas.

 

CARBOXITERAPIA CORPORAL

 

Provoca un efecto fisiológico que aumenta la destrucción de la grasa circundante y la producción de colágeno “joven”, por lo que se considera una terapia útil contra la flacidez. Es un recurso muy efectivo para los tratamientos de celulitis y la adiposidad localizada. También puede ser efectiva a nivel corporal en el tratamiento cicatrices por quemaduras, quirúrgicas o incluso de acné. También es utilizada en estrías, úlceras, psoriasis y otras enfermedades de la piel.

 

Se usa también en ginecología para diferentes aplicaciones.

 

La carboxiterapia podrá ser utilizada como tratamiento único o complementario con otros tratamientos para lograr los mejores resultados.
La periodicidad de las aplicaciones se basa en la patología a tratar, siendo en algunos casos semanal y en otros con menor frecuencia.